El INASE ratificó que no autorizará el procesamiento y la siembra con semilla que contenga tecnología flex. La semana que viene se firmaría una resolución para identificar lotes de productores en busca de una solución.

“No vamos a autorizar ni el procesamiento ni la siembra con semilla que contenga flex porque no está autorizada”, dijo de manera contundente el presidente del Inase, Raimundo Lavignolle, ante un acalorado auditorio que pedía que se flexibilice su uso al menos en esta campaña.

“¿Y qué sembramos, entonces, quién nos dará crédito para comprar semillas. Y hay en cantidad necesaria’”, preguntaron los chacareros del sudoeste.

Cerca de 300 productores algodoneros de Chaco, Santiago del Estero y Santa Fe colmaron el salón de la Cooperativa Telefónica de Du Graty para participar de un tenso debate con el presidente del Inase, Raimundo Lavignolle, y el Ministro de la producción del Chaco, Marcelo Repetto, el subsecretario de Agricultura, Jorge García, el intendente de la localidad, Juan Carlos Polini, además de empresarios del desmote. El planteo de los productores fue el de obtener flexibilidad para hacer uso de la semilla de algodón flex la campaña próxima a dar inicio. Sin embargo desde el Instituto de la Semilla fueron inflexibles en tal sentido y advirtieron posibles sanciones a la hora de su comercialización.

Los productores manifestaron su disconformidad con la medida del Inase que es rigurosa con respecto al uso de semillas no fiscalizadas. En tal sentido los productores solicitaron mayor flexibilidad al respecto teniendo en cuenta que restan poco más de 15 días para comenzar a sembrar y actualmente no cuentan con semillas ni dinero para adquirirlas. “Me llevo la inquietud de todos los productores, sabemos que necesitan semillas de forma inmediata y que restan solo días para el inicio de la campaña pero me comprometí a trabajar para dar una solución en ese sentido, siempre dentro del marco de la legalidad, no vamos a permitir que se sigan utilizando semillas ilegales. El Inase no puede aprobar algo que ninguna empresa solicitó su aprobación o autorización, esa tecnología no está aprobada y por lo tanto es ilegal”, sostuvo Lavignolle.

ACUSACIONES DE PRODUCTORES

Durante el encuentro, varios productores manifestaron que en la campaña anterior compraron semillas fiscalizadas pero sin embargo al momento del control llevado a cabo por el Instituto Nacional de Semillas resultaron contaminadas.

“El tema es qué hacemos si compramos semillas fiscalizadas de Gensus y autorizadas pero la semilla está contaminada, en definitiva el que sigue perdiendo es el productor, porque el Inase no nos deja sembrar esa semilla, porque compramos una semilla autorizada y al final seguimos con problemas”, dijo Nicolás Badel, algodonero de Santiago del Estero. Los productores insistieron en que semilla Flex ofrece gran resistencia y la situación en la que se encuentran a nivel económico después de la Emergencia Hídrica, no les permitiría adquirir otra semilla.

“Esta semilla presenta una serie de eventos que mejora la producción de algodón y que esta situación es visible en otros países como Brasil”, comentó Miguel Kolar.

LA SEMILLA DE LA DISCORDIA

La semilla flex, una variedad que la usa Brasil pero que en la Argentina no está aprobada. Ese evento fue presentado por una empresa multinacional ante autoridades del Ministerio de Agroindustria, pero después fue la propia empresa la que lo retiró para que no sea tratada.

A LA ESPERA DE RESOLUCIONES

Más allá del compromiso asumido por el presidente del Inase, de trabajar para que en los próximos días los productores cuenten con semillas autorizadas para encarar la siembra, teniendo en cuenta la situación económica y demás planteos realizados durante el encuentro; los productores se retiraron disconformes. 

“Nos vamos con sabor a nada, no nos dieron ninguna solución acá lo único que pretenden es seguir perjudicando al productor porque no tenemos plata para comprar semilla, seguimos en la misma, nos vamos como vinimos y lamentablemente el productor va a terminar sembrando Flex porque no le queda otra opción”, expresaron los productores del sudoeste chaqueño y de Santiago del Estero.

ASISTENCIA AL PEQUEÑO PRODUCTOR

El subsecretario de Agricultura de la provincia, ingeniero Jorge García explicó que la provincia siempre asistió a los pequeños productores con semillas fiscalizada, comprando directamente al semillero o haciendo multiplicación en lotes semilleros que el Ministerio de la Producción tiene en distintos lugares.

“Hay una fuerte presencia del gobierno provincial con ese sector, con esa franja de productores por lo que ellos no van a tener ese problema pero lamentablemente estamos hablando de otros productores (más de 100 hectáreas) que se proveen se semillas de otros orígenes y ahí es donde radica el problema que verdaderamente es muy complejo y el Inase está con una política muy firme de no permitir que este año se deslinde semilla de origen desconocido”, dijo García.

Fuente: diarionorte.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *